Pronunciamiento contra la represión en Quintana Roo

10.Nov.20    Noticias nacionales
   


El Partido Comunista de México en la Península de Yucatán condena la represión perpetrada por policías municipales en Quintana Roo con la protección y respaldo de la Guardia Nacional, contra las manifestaciones pacíficas realizadas para exigir justicia ante el asesinato de la joven Bianca Alejandrina Lorenzana Alvarado conocida como Alexis.

 

Esta joven de 20 años de edad fue reportada como desaparecida el pasado 7 de noviembre, siendo hallada sin vida, víctima de feminicidio un día después. Ante este hecho el 9 de noviembre se convocó a una legítima protesta en contra de los constantes actos de violencia y la vulnerabilidad en la que viven las mujeres en Quintana Roo. Lejos de prestar atención a estas exigencias, la respuesta del estado fue una brutal represión en la que hasta el momento se reportan 5 personas con heridas de bala, entre ellas periodistas.

 

Los tres niveles de gobierno se han apresurado a deslindarse de los hechos, negando haber sido ellos quienes dieron la orden para la represión. Sin embargo, la policía municipal responde tanto al mando de la alcaldesa, como del gobernador del estado a través del mando único. Es decir, son responsables directos por esta represión. De la misma forma, Andrés Manuel López Obrador condenó estos hechos, tratando de dejar a un lado que en este acto de violencia estuvo presente la Guardia Nacional, que responde directamente a su mando. La Guardia Nacional respaldó y salvaguardó a los policías municipales, en lugar de proteger a los manifestantes que estaban siendo atacados, dejó en claro que sigue siendo el aparato represor del Estado, lo cual hace responsable también a Andres Manuel de esta represión. De esta forma podemos ver que todo el aparato burgués funciona para reprimir a quienes exigen una forma de vida diferente a la que el capitalismo nos ofrece.

 

Ante estos hechos exigimos:

 

1. La renuncia inmediata de Mara Lezama Espinosa, presidente municipal de Benito Juárez Quintana Roo, pues los efectivos que dispararon contra civiles se encuentran directamente bajo su mando. Además, la funcionaria al deslindarse de la responsabilidad en sus redes sociales trató de equiparar las pintas de las manifestantes, con el ataque con armas de fuego contra civiles desarmadas, en un acto de total irresponsabilidad.

2. La renuncia inmediata de Pedro Joaquín Delbouis, presidente municipal de Cozumel, pues la policía municipal que disparó gas lacrimógeno contra familias, incluyendo menores de edad, se encuentran bajo su mando directo.

3. La renuncia inmediata de Carlos Joaquín Gonzáles, gobernador de Quintana Roo, pues las policías municipales se encuentran subordinadas a este, a través del mando único, por lo que también es responsable directo.

4. La renuncia inmediata de Alberto Capella Secretario de Seguridad Pública de Quintana Roo, quien es el responsable directo del cuerpo policíaco y su mando inmediato. Exigimos también que Capella sea detenido y juzgado por estos hechos.

5. La desmilitarización inmediata de Quintana Roo, pues ni el ejército, ni la marina y mucho menos la Guardia Nacional han servido para reducir la violencia que se vive en el estado, por el contrario han participado en actos represivos.

6. Indemnización para las personas que resultaron heridas ante este brutal ataque de las fuerzas represivas.

 

Estos hechos no pueden quedar impunes. Tampoco se puede permitir que los tres niveles de gobierno se laven las manos para no dar la cara ante estas acciones de violencia en contra de la población civil desarmada que hacía uso de su legítimo derecho a la manifestación.

 

De la misma forma expresamos toda nuestra solidaridad y respaldo a las mujeres que exigen su derecho a vivir sin miedo, sin violencia y por la justicia ante los feminicidios, ya que consideramos que éstas son exigencias legítimas, justas y necesarias.

 

El Estado burgués le exige a las mujeres trabajadoras, a las obreras, campesinas y a todas y todos los proletarios manifestarse de manera “pacífica”, pero ellos responden de las formas más violentas para detener el avance de cualquier manifestación. No podemos callar ante la constante violencia unidireccional que ejerce el estado hacia nosotras. Hacemos un llamado a la organización para acabar, de una vez por todas, con el origen de esta violencia: el Estado capitalista.

 

 

Partido Comunista de México

Comité Regional de la Península de Yucatán