Llega la movilización comunista contra la reforma a las fábricas del DF

10.Oct.12    Noticias nacionales
   

Durante la semana pasada el Comíté Regional del Valle de México del PCM organizó visitas a zonas industriales del Valle de México, entre ellas la zona Granjas México. En horarios diferentes de acuerdo a los horarios de entrada y salida de trabajadores se repartieron más de 1300 volantes en contra de la ofensiva burguesa que pretende destruir años de lucha y victorias de los trabajadores que costaron sangre y vidas.

En la agitación que realizaron los camaradas se atacó a esta Reforma a la Ley Federal de Trabajo que es emanada por iniciativa de un presidente desacreditado y deslegitimado socialmente, donde lo único que se pretende es desmantelar lo poco que queda de la organización obrera, y sobre todo la pretensión máxima es que a costa de incrementar la miseria y pauperización de la clase trabajadora seguir garantizando la opulencia y acumulación de riqueza por los monopolios y la burguesía, tanto la internacional como la que tiene asiento en nuestro país.


Durante estas visitas a las zonas industriales la militancia fue muy bien recibida entre su clase, el proletariado, donde nos externaban sus dudas que la “contra reforma” laboral había causado en ellos. Se mostraban interesados en saber más de lo que proponíamos como Partido Comunista de México, y así con ello pudimos constatar que la clase obrera instintivamente cobija a su Partido, así mismo, esto implica que el Comité Regional del Valle de México del PCM tenga mayor compromiso y consecuencia con el proletariado en estos espacios y vaya construyendo condiciones para conquistar y estar en otros en la ciudad de México.

El CRVM del PCM se ha dispuesto a mantener un espacio móvil en los alrededores de la zonas industriales de la Ciudad de México y abrir un frente de lucha donde constantemente el proletariado pueda acudir e informarse sobre las tareas, trabajos y actividades del PCM. Al mismo tiempo la militancia tendrá el deber de asistir y desde este espacio organizar sus actividades e informar acerca de los intereses comunes como parte también de la clase obrera.

Sin perjuicios los trabajadores se acercaban a la militancia del PCM y abiertamente expresaban el repudio y rechazo a la “contra reforma” y al mismo tiempo la apertura para poder entrar en relación más estrecha con ellos, animándonos también a asistir con regularidad estos espacios acordados para dar juntos la lucha y construir nuevas alternativas organizativas.