La hora de romper lanzas

10.Jul.14    Noticias nacionales
    ()

*Volante repartido en NISSAN, Planta CIVAC*

Camaradas obreros, trabajadores jóvenes:

El recorte masivo se ha vuelto un hecho. La reducción de los costos de producción para los dueños de esta empresa pasará por encima de la necesidad de 700 trabajadores y nuestras familias. Sabemos que despedirán por tandas de 100 a 125 cada 8-15 días. Los patrones multimillonarios de NISSAN optarán por mano de obra más barata y sin derechos, menos salarios y sobrecargar de trabajo a los que queden, reducir el tiempo por operación, etc. Pretenderán violar la ley federal del trabajo y nuestro contrato colectivo al momento de despedirnos y esquilmarnos. Ésta es la esencia de los despidos en NISSAN CIVAC, ya que no pueden alegar problemas económicos al ser la empresa con más ganancias en México y en el planeta, al ser una de sus plantas con mayor productividad, con nuevos pedidos y líneas abriéndose.


Pero camarada, no bajes la cabeza, es tu obligación conocer el escalafón, saber cuánto te corresponde y enterarte para quienes aplican los “permisos sindicales”. Los permisos sindicales aplican, como lo especifican las clausula 16, 23 y 97, solo si hay garantías para ser re-contratado en un tiempo máximo de 3 meses, y aplican solo por una ocasión. Si la empresa no te firma garantías para que regreses a los 3 meses, o si ya has sido recortado antes bajo esta modalidad, entonces no es un permiso sindical, es un despido simple y llano. ¿Y qué pasa con los despedidos? Nuestro contrato colectivo dice que cuando se abran nuevas plazas, en el momento que sea, tienen prioridad las reincorporaciones, despedidos primero, luego hijos y familiares. ¿Entonces para qué sirve el “permiso sindical” si no hay garantías de reincorporación tras los 3 meses? ¡Hermano, pues para robarte lo que corresponde por ley y por contrato colectivo!

¿Y cuanto te corresponde si te despiden? Pues te corresponden 3 meses de salario, más 20 días de salario por año y los 12 días de salario por año que maneja nuestra Prima de Antigüedad, más una parte proporcional del pago de canasta básica, el pago de la Clausula 84 del contrato colectivo de trabajo en sus dos modalidades, el pago del fondo de ahorro, el pago de premio anual para fomentar la asiduidad, el pago del premio de puntualidad, el pago de ayuda al transporte, el pago de vacaciones y prima vacacional, etc. Digamos, si como la mayoría de los trabajadores jóvenes de NISSAN ganas alrededor de $327 al día, y has trabajado 4 años te tocan cerca de $113,000, si has trabajado con el mismo salario por 2 años te tocan cerca de $83,000.Ahora podemos entender este atraco de la patronal que “oferta” darnos la mitad de eso a cambio de la “promesa” de volvernos a contratar.No te dejes engañar por quienes dicen conocer toda la ley, consúltalo tú mismo, analízalo y discútelo con tus compañeros de chamba.

En su momento los obreros comunistas al interior de NISSAN advertimos a nuestros compañeros de estos golpes, y por eso exigimos compromisos firmados a las planillas. Hoy sin esos compromisos nuestra dirección sindical está paralizada y hay compañeros que justifican este golpe. Además recordamos la asamblea del 31 de Marzo del 2013, cuando se discutía el emplazamiento a huelga por la revisión de contrato el abogado de nuestro sindicato nos dijo que “debíamos aceptar la oferta de la empresa, porque sí no habría despidos”. Y miren, el resultado de aceptar todo lo que la empresa dispuso,el despido de 300 compañeros en Julio del año pasado, yahora el despido de 1 de cada 5 trabajadores sindicalizados.

¿Qué podemos hacer si la patronal nos burla con un “permiso sindical” que no es más que un despido abaratado? ¿Qué podemos hacer si ellos violan el Contrato Colectivo que teníamos pactado?

Si la patronal quiere pasar por encima de cientos de nosotros, entonces llega la hora de romper lanzas, la hora de usar al sindicato para lo que fue creado, para lo que pagamos cuotas de una caja de resistencia, la hora de exigir una asamblea y emplazar a huelga por violación al Contrato Colectivo. No pueden despedir 700 trabajadores sindicalizados sin que tengamos una asamblea del sindicato. No pueden agredir los ingresos de nuestras familias y no recibir el puñetazo de todos los obreros unidos. ¡Lucha hoy en la fábrica, mañana en la calle será demasiado tarde!