Autor: “LJC en Tamaulipas”

Actividades en Tampico por el asesinato de los 3 camaradas

La LJC en Tamaulipas salió a las calles de Tamulipas a informar a la ciudadania de los crimenes cometidos en contra de nuestros 3 camaradas de Guerrero en pasados dias de este mes.

La LJC se congregó frente al palacio municipal en la plaza de armas, comenzando la actividad al punto de las 6:00 pm.

Al pasar la gente, admiraba sorprendida la manta que decia “PRD ASESINOS DE COMUNISTAS”, mientras nuestras banderas ondeaban con el viento que soplaba esta calurosa tarde.

Repartimos volantes y al concluir la actividad realizamos un pase de lista de nuestros camaradas, a la voz de Raymundo Velazquez flores se rompía el tenso silencio que ahi se presenciaba con un ¡Presente!, continuando con los siguientes camaradas. La consigna que se escuchó al final “¡No haz muerto, no haz muerto , no haz muerto camarada, Tu muerte , tu muerte tu muerte será vengada!” estremeció a los transeuntes que captaron la determinación, coraje y rabia que hará luchar a nuestra organización.

El acto concluyo a las 7 pm, sin ninguna novedad.

Más brigadas en Telecable Tamaulipas

200 Nuevamente los militantes de la LJC en Tamaulipas salieron a apoyar al esfuerzo sindical del SNTCRTCS en Tamaulipas. Salimos a dar la batalla en la calle y realizamos la actividad esta vez más silenciosa.

Llegamos al punto de las 5 pm y comenzamos sigilósamente a pegar carteles a discrecion en toda la barda de la empresa sin que se advietieran de ello hasta llegar a la puerta principal. Para esto el sol ya habia echo su trabajo con el engrudo endureciendolo al maximo y permitiéndonos continuar ya visiblemente en los postes aledaños, teléfonos públicos, etc. Colocamos una manta al frente de la empresa.

Como ya es costumbre inmediatamente la vigilancia corrió a encadenar las puertas de acceso y atrincherados dentro del edificio les decían a los trabajadores que no aceptaran la propaganda, obligándolos a que se metieran todos al centro de trabajo. Una camioneta de soldados llegó a la escena, se bajaron y solo obserbavan lo que sucedia y dieron rondines por la zona. Los gerentes desde la azotea tomaban fotos de todo, mostrando solo las manos como si no supiéramos quienes son.

Lucha sindical vuelve a la carga en Telecable de Tamaulipas

200 Militantes de la LJC volvieron a darse cita para volantear y pegar carteles en el edificio matriz de Telecable Tamaulipas, ésta vez se pentró al estacionamiento del edificio para repartir volantes de la manera más amplia entre los trabajadores. Ese mismo día se volanteó en otras dos difierentes sucursales de cobro, Ciudad Madero y Centro de Tamaulipas, alcanzando a repartir volantes entre los cajeros de la empresa e informando a los clientes de la lucha sindical al interior de la empresa.

El comité de despedidos extendió una manta a las afueras de la sucursal del centro de Tamaulipas exigiendo su reinstalación.

Mientras tanto los abogados de la Federación de Trabajadores Independientes han interpuesto una demanda ante la Junta Federal por despido injustificado. La labor de los compañeros de la FTI se dá de manera solidaria, lo cual provocó que el abogado que anteriormente habían contratado los despedidos despotricara contra el sindicato y dijera que solo se usaba a los compañeros como “bandera”, se entiende que su enojo lo provocó la perdida de 30,000 pesos que pretendía sacarles a los despedidos solo por iniciar la demanda.

Lucha sindical continuará sin importar nada

El día de ayer, 27 de Junio, militantes de la LJC en Tampico acudieron en solidaridad con los esfuerzos sindicales en Telecable a repartir y pegar volantes en las cercanías del edificio. En los volantes se hablaba sobre los despidos y se advertía que la lucha sindical continuará sin importar nada.

Los empleados de LOCSA, empresa de vigilancia, salieron a agredir a los compañeros, insultando verbalmente, encadenando los accesos y arrancando los volantes pegados en los postes cercanos. Estando en eso último se percataron de que se encontraban desprotegidos y rodeados, por lo cual corrieron a refugiarse de vuelta al edificio de la empresa.

Minutos después una patrulla de la compañía de vigilancia daba vueltas y al percatarse que tomamos fotos de él se detuvo. El vigilante se bajó y de manera diplomática pidio que no se pegara nada en la barda de la compañía.

La gerencia salió constantemente a dar rondines por el estacionamiento. La empresa evacuó a grupos de trabajadores en vehículos diferentes.