Autor: Búsqueda de “Delegación de paz de las FARC-EP”

Nuevos avances hacia la paz

Delegación de paz de las FARC-EP

Ha caído el telón de un ciclo de conversaciones en La Habana, pletórico de sucesos que han avivado el fuego de la esperanza de reconciliación de un país.

Nos referimos a la trascendental audiencia del 16 de agosto en la que las delegaciones del Gobierno y de las FARC escucharon con profundo respeto al primer grupo de víctimas del conflicto en los salones de Protocolo de El Laguito, acontecimiento inédito, en el que los protagonistas, apoyados en su propio dolor, generosamente sacaron de su corazón el más hermoso sentimiento de paz.

No vinieron a La Habana instigados por la vindicta; vinieron a exigir paz para Colombia, cese bilateral del fuego y dignidad humana. Fueron los portavoces más idóneos de la voluntad nacional que reclama la solución política del conflicto.


Entrevista al Comandante Timoleón Jiménez 2

Delegación de paz de las FARC-EP
07.Jul.14 :: El Comunista TV


Entrevista al Comandante Timoleón Jiménez 1

Delegación de paz de las FARC-EP
01.Jul.14 :: El Comunista TV


Informamos sobre el cantautor Julián Conrado

Delegación de paz de las FARC-EP

Sobre el cantautor Julián Conrado

1. La Delegación de Paz de las FARC-EP, informa, que el guerrillero cantautor, Julián Conrado, luego de su excarcelación, ha sido formalmente vinculado a esta delegación.

2. En desarrollo del protocolo, que siempre acompaña estos casos, Julián ya se encuentra en la ciudad de La Habana.

3. Mientras atendemos su precario estado de salud, el mencionado compañero estará al margen de actividades relacionadas con las conversaciones de paz.

DELEGACIÓN DE PAZ DE LAS FARC-EP


Política antidrogas para la soberanía y el buen vivir de los pobres del campo

Delegación de paz de las FARC-EP

Diez propuestas mínimas

En desarrollo del punto cuatro de la Agenda de conversaciones, correspondiente a la “Solución al problema de las drogas ilícitas”, las FARC-EP presentan las siguientes diez propuestas mínimas:

1. Política anti-drogas integral, soberana, democrática y participativa, orientada a los pobres del campo y a los consumidores.

2. Condiciones estructurales para la superación de los usos ilícitos de los cultivos de coca, marihuana y amapola.

3. Reconocimiento y estímulo a los usos alimenticios, medicinales, terapéuticos, artesanales, industriales y culturales de los cultivos de hoja de coca, marihuana y amapola.

4. Sustitución de los usos ilícitos de los cultivos de coca, marihuana y amapola y programas de desarrollo alternativo.

5. Suspensión inmediata de las aspersiones aéreas con glifosato y reparación integral de sus víctimas.


Alfonso Cano: A un hombre que vivió como pensó

Victoria Sandino Palmera, Integrante de la Delegación de Paz de las FARC-EP
05.Nov.13 :: Opinión

“Persistiremos en nuestros esfuerzos por alcanzar la Paz democrática por las vías civilizadas del diálogo… Nuestra palabra la respaldamos con la práctica diaria, en el crisol de la lucha cotidiana. Así nos lo enseñaron Bolívar, Manuel, Jacobo y todos los próceres y héroes de la historia patria. Hemos comprometido nuestra honra y vida en este empeño porque estamos seguros de la justeza y posibilidad real de materializar el sueño de una nueva Colombia.”
Alfonso Cano

Hay hombres que pueden decir que vivieron como pensaron, que sus palabras siempre se correspondieron con su pensamiento y sus actos; y que estos se convirtieron en unidad monolítica y columna vertebral de ese ser humano. Así vivió Alfonso Cano, persistiendo día a día por alcanzar la Paz democrática con Justicia Social, buscando siempre la vía menos dolorosa, la vía civilizada del diálogo, tal y como lo estamos haciendo hoy en el actual proceso, del que él fuera arquitecto.


Comunicado fin del 15 Ciclo

Delegación de paz de las FARC-EP

La Habana, Cuba, sede de los diálogos de paz, Octubre 13 de 2013

Hemos alcanzado hoy otro puerto intermedio en la línea del tiempo que conduce al destino de paz que la historia le ha reservado a Colombia.

Nuestra fe y nuestra certeza brotan de la determinación de ponerle fin a un conflicto de medio siglo de existencia.

Las guerras no son eternas; ellas deben tener un final. Si ambas partes tienen voluntad sincera, nadie podrá contra la paz. Pero el gobierno tiene la responsabilidad de no permitir que se nos escape esta esperanza, porque posee en sus manos la decisión de los cambios, de abrir las puertas a la democracia, y de atender alclamor de un pueblo que exige paz con justicia social.


Se nos pide confianza en las instituciones mientras se dispara contra el pueblo inerme utilizando al escuadrón asesino del Esmad

Delegación de paz de las FARC-EP

200 Alcanzar un Acuerdo de Paz es, sin duda, necesidad fundamental de los colombianos. Pero un Acuerdo de tal naturaleza, no es posible si definitivamente no se asume que son las normas jurídicas las que se deben someter a la necesidad de esa paz y no al contrario.

Esta verdad implica asumir políticas de máximo interes social y no de coyuntura, sobre todo si estamos próximos a adentrarnos en el escabroso camino que significan los procesos electorales en Colombia.

Toda Colombia necesita de la paz, entonces, para qué atravesarle ruindades a un proceso como el de la Habana. Los problemas que tienen inconforme al pueblo más humilde, y reclamando justicia en las calles, no pueden ser enfrentados con medidas de represión militarista, que ya han causado 17 de muertos, cerca de 850 heridos, y más de medio millar de personas judicializadas en desarrollo de la criminalización de la protesta ciudadana, en un momento en que precisamente se debate en la Mesa de Diálogos, sobre el asunto de las garantías de oposición política que deben tener los partidos y movimientos políticos, como también los movimientos sociales a los que tradicionalmente se les desconoce estos y otros derechos fundamentales.

A la insurgencia se le pide confiar en el gobierno, y proceder a cambiar las armas por las urnas electorales. Se nos pide confianza en las instituciones mientras se dispara contra el pueblo inerme utilizando al escuadrón asesino del ESMAD. No se puede esperar más el desmantelamiento de esta máquina de muerte.


Colombia: Los tiempos y los ritmos de la paz

Delegación de paz de las FARC-EP

Al terminar el octavo ciclo de conversaciones en la Habana, de manera insólita, la delegación gubernamental, luego de decir que existen avances, particularmente en la política social en el ámbito rural, afirma que el ritmo de las conversaciones ha sido “insuficiente e inconstante”. Pero lo peor de todo, es que se deje insinuado que la falta de acción es responsabilidad de la insurgencia.

Para las FARC-EP no hay dualidad en su optimismo frente a la paz, la creemos necesaria y posible. Consideramos que a su búsqueda hay que dedicarle más tiempo que el que se le dedica a la guerra.

Cuando se habla de tiempos para pactar la paz, la cicatería acompañada de mentiras como las que se han proferido desde el ministerio de agricultura en lo que concierne al despojo de la tierra, no luce.

Cuando la insurgencia Bolivariana habló de colocarle ritmo armonioso y decidido a las conversaciones, lo hizo en serio. De inmediato acompasó sus movimientos lanzando una verdadera descarga de propuestas que, en desarrollo del conjunto del primer punto de la Agenda, ya han completado la cantidad de 100. Todas están en conocimiento de las comunidades y de ellas mismas han tomado gran parte de las iniciativas.