Concentraciones en Madrid y barcelona en Solidaridad con el PCM

15.Ago.13    Noticias internacionales
   

Atendiendo al llamamiento realizado por el PCM para la realización de actos de protesta ante embajadas y consulados mexicanos, el PCPE y los CJC organizaron el 9 de agosto sendas concentraciones ante la Embajada de México en España (Madrid) y el Consulado General de México en Barcelona con el objetivo de denunciar el asesinato, el pasado día 4 de agosto, de tres camaradas del PCM, luego de ser torturados por fuerzas paramilitares en el estado mexicano de Guerrero.


En la mañana del viernes 9, militantes y simpatizantes del PCPC y los CJC-JCPC se concentraron ante el Consulado de México en Barcelona, acto en el que participaron también miembros de la Federación Sindical Mundial (FSM). Durante la concentración, que en todo momento estuvo vigilada por miembros de la Guardia Urbana, los Mossos de Esquadra y por efectivos de la Brigada de Información de la Policía Nacional Española, una delegación formada por Ferran Nieto, Secretario General del PCPC, y Albert Pla, Responsable Político de los CJC-JCPC en Barcelona, se entrevistó con la Cónsul Alterna, Norma Ang, quien escuchó las denuncias y demandas de los camaradas y se comprometió a remitir el escrito presentado al Gobierno de la República.

En la tarde del mismo día 9, un nutrido grupo de militantes y simpatizantes del PCPE y los CJC se concentraron ante la Embajada de México en Madrid. En la concentración, además de corear los nombres de Raymundo, Samuel y Miguel, los camaradas asesinados, además de corear que la sangre de la clase obrera es roja como su bandera, los militantes comunistas recordaron también a los campesinos colombianos asesinados recientemente por el lacayo estado colombiano y se recordó que en América Latina el socialismo está a la vanguardia del antiimperialismo. La concentración concluyó con la lectura de la denuncia dirigido al presidente de México, Enrique Peña Nieto, denunciando el asesinato de los camaradas mexicanos así como la explotación y miseria con la que los Estados Unidos de México someten a su pueblo.

Fue precisamente esta violencia capitalista perpetrada por sicarios la que trato de poner fin a la lucha constante de estos camaradas. La concentración de hoy en Madrid, como en tantos otros lugares, demuestra que la violencia capitalista jamás pondrá fin a la justa lucha de los pueblos sino que al contrario, alimentara la solidaridad entre estos.


Ni olvidamos, ni perdonamos.
¡Que viva la lucha del Partido Comunista de México!
Raymundo, Samuel y Miguel, ¡presentes!