Carta de los presos políticos en huelga de hambre de la “La voz del Amate”

04.Mar.11    Noticias nacionales
   

Nuestras demandas son justas. Somos inocentes, nuestra inocencia nos lleva a arriesgar nuestra salud y nuestra propia vida, porque es mejor morir luchando por la injusticia, injusticia impartida por las autoridades corruptas, que abusan de los pobres económicamente, de los pobres en intelectos que por ser indígenas carecen de los medios necesarios para adquirir un nivel social donde exista el respeto y justicia y la igualdad, fuera de todo racismo.


A la opinión pública

A los medios de comunicación estatal, nacional e internacional

A los defensores de los Derechos Humanos “Fray Bartolomé” ONGs.

A los solidarios de LOS PRESOS POLITICOS DE “La Voz del Amate”

Hoy ya son 27 días de huelga de hambre que llevamos pidiendo justicia y el mal gobierno no nos ha querido dar nuestra libertad.

Nuestras demandas son justas. Somos inocentes, nuestra inocencia nos lleva a arriesgar nuestra salud y nuestra propia vida, porque es mejor morir luchando por la injusticia, injusticia impartida por las autoridades corruptas, que abusan de los pobres económicamente, de los pobres en intelectos que por ser indígenas carecen de los medios necesarios para adquirir un nivel social donde exista el respeto y justicia y la igualdad, fuera de todo racismo.

No vamos a desistir, seguiremos hasta las últimas consecuencias hasta ver y obtener nuestra libertad. No vamos a seguir permitiendo que nuestro honor y dignidad se vea por más tiempo mancillado y pisoteado por las malas autoridades y por el mal gobierno.

Exigimos justicia, igualdad, respeto y nuestra libertad incondicional. Y la libertad del profesor Alberto Patishtan Gómez quien se encuentra también preso injustamente.

28 de febrero de 2011. Penal No. 6 de Motozintla, Chiapas, lugar donde estamos recluidos injustamente y desde aquí invitamos a todos nuestros hermanos y hermanas compañeros y compañeras a unirse a nuestra voces.

¡Ya basta de injusticia!

¡Ya basta de maltrato!

¡Ya basta de violaciones a nuestros derechos!

¡Hasta la victoria siempre!

FRATERNALMENTE

Juan Collazo Jiménez

Ramón de Jesús Ruiz Rodas