Viaje a la Normal Ricardo Flores Magón

Ismael Patricio
10.Ago.19 :: Noticias nacionales

Las normales siguen siendo centros de formación para la clase obrera, por ello es de vital importancia su defensa por parte de los comunistas.



Cuando una comisión de normalistas viaja enfrenta muchos peligros, al ser el dinero un recurso reducido dentro de estas instituciones, realizan sus corridos pidiendo raite o como lo dicen más coloquialmente aventón. Con suerte en una hora agarran uno, si no, la espera podría durar hasta cinco horas, a veces llega la noche y los normalistas tienen que pernoctar en la carretera, los tráileres son el vehículo más pertinente para estos viajes, pues sus trayectos son largos, no falta el chofer que acosa a las compañeras, y es recurrente que asalten a los tráileres.

Mi viaje de raite comienza en Tenancigo, Estado de México, donde una comisión de compañeras llegaría para llevarme a su normal, en Saucillo, es un punto céntrico para salir a los estados del norte, en un viaje que duraría 33 horas, y en donde aprendería el gran sacrificio que hace un normalista para ejercer su tarea y continuar con su labor organizativa.

La escuela Normal Ricardo Flores Magón está ubicada en Saucillo, Chihuahua, a 6 horas de la capital, con 88 años de existencia es el centro educativo en donde los hijos de las clases proletarias siguen formándose como profesores en educación primaria y preescolar. Hasta el 2002 quienes estudiaban en ella tenían plaza asegurada. Sin embargo, hace 17 años el gobierno intento cerrar la escuela con la mentira de generar otra normal, hubo toda una resistencia de parte del comité estudiantil, cuando la escuela estaba rodeada por policías, los mismo campesinos y obreros de la comunidad salieron a defenderla y confrontar a la policía.

El objetivo de la visita fue tener un mayor acercamiento político con las compañeras, con su trabajo y con su experiencia, estrechar el vínculo con las bases estudiantiles, y con los diferentes órganos que hay al interior de la institución, dando a conocer la existencia del Partido Comunista de México (PCM).

Es relevante la vinculación del PCM con las escuelas normales pues su formación sigue siendo marxista-leninista, seguro saldrá algún luchador social que destaque y que busque integrar un organismo más allá de lo gremial para el proceso de construcción comunista.

Las normales siguen siendo centros de formación para la clase obrera, por ello es de vital importancia su defensa por parte de los comunistas, desde el 68 con Días Ordaz han venido cerrando estos centros educativos por su política, el gobierno está buscando volverlas escuelas universitarias estatales, como paso con el Mexhe de Hidalgo, y sigue golpeteándolas con diferentes formas, volviéndolas mixtas, quitando internados, quitándoles matricula, o el recurso de sus partida o ración.