Reforma a la salud, los mecanismos de la privatización

Alejandro Aguilar García. PCM-Veracruz.

1. El primer golpe a los trabajadores de la salud fue la eliminación de conquistas laborales a través de la inclusión al CCT de la clausula 12 bis., este convenio de inclusión de la clausula 12-bis determina que los trabajadores del sector salud con la categoría de confianza “A” a partir del 1 de enero del 2012 se regirán por los artículos 256 y 286-I de la ley del seguro social o sea el estatuto que estará determinado laboralmente por condiciones generales de trabajo, es decir, esto le permite al IMSS realizar una reforma laboral-administrativa para desaparecer muchas garantías del CCT , dicha clausula 12-B estipula que los trabajadores de nuevo ingreso a partir del 2012, ya no recibirán los beneficios que se otorgaban a través del contrato colectivo, quedando al margen de las condiciones generales de trabajo de la Ley del Seguro Social, este convenio desde luego avalado por la dirigencia charra del Sindicato Nacional de Trabajadores del Segur Social (SNTSS). Con los trabajadores de nuevo ingreso deja el terreno limpio para imponer en el mediano plazo relaciones laborales flexibles en todo sentido, ¿a quien beneficia esto?



2. La autoridad hacendaría busca retirarle casi 10,400 millones de pesos para el 2017, el gobierno plantea que en 2017 sean destinados 3 mil 248.7 millones de pesos a la compra de medicinas y productos farmacéuticos, según el proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF), en el 2016 se le ha quitado al sector salud más de 15,000 millones, el recorte supone una caída de casi una cuarta parte a esto hay que sumarle que cuatro enfermedades absorben 80 por ciento del presupuesto del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) para atender padecimientos: diabetes, hipertensión arterial, insuficiencia renal y el cáncer cérvico uterino que generan un gasto anual de 80 mil millones de pesos. Agotar la institución es una estrategia y excusa perfecta para le inversión privada. ¿pero que o cual inversión privada?

3. En otro momento anotábamos la intervención del sector privada bajo el membrete de FUNSALUD, A.C. El antecedente, la doctora Mercedes Juan ha propuesto que para construir un Sistema Nacional de Salud Universal se debe apegar a los criterios que promueven los organismos internacionales como la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económicos (OCDE) y la Organización Mundial de la Salud (OMS), además de que plantea el reforzamiento de la rectoría de la Secretaría de Salud bajo las estrategias de FUNSALUD. Recordemos que Mercedes Juan López antes de ser la titular de su actual cargo en la Secretaría de Salud fue presidenta ejecutiva de dicha fundación. La Fundación Mexicana para la Salud, A.C es un conglomerado de los grandes capitalistas en México y del exterior, que tienen interés en convertir la salud en otra mercancía, en un servicio privado; la asociación no goza de una total homogeneidad por lo que hay al interior un conflicto inter-monopolista, pero por encima de eso, el proyecto que mantiene FUNSALUD es con una clara directriz del capital monopolista de tratar convertir la salud en un servicio privado. Con el proyecto de FUNSALUD se plantea una reorganización de las funciones del Sistema Nacional de Salud hacia la descentralización organizativa, dicha reorganización es una forma de reestructuración que demandan las corporaciones, en tanto la disociación entre propiedad y capital son fenómenos del capital monopolista. Si uno compara la iniciativa de “universalización de la salud” del gobierno federal, el planteamiento de Mercedes Juan, y la propuesta misma de FUNSALUD, son mínimas las diferencias que se encuentran. ¿Este es el programa para la privatización del sector salud?

4. Las vías de la privatización tienen varios medios, como la “subcontratación” o “subrogación” de servicios con prestadores (empresarios) privados, esto es, delegar al sector privados algunas funciones que antes las dirigía y ejecutaba la institución de salud. Por ejemplo, en 2014, el capítulo de “Servicios generales y subrogación de servicios” consumió 29 mil 230 millones 689 mil pesos del presupuesto del Instituto, de acuerdo con el más reciente informe de fiscalización de la Auditoría Superior de la Federación (ASF), de ese total se destinaron 11 mil 474 millones 192 mil 700 pesos a la partida 33901, “Subcontratación de servicios con terceros”, y 1 mil 522 millones 896 mil 900 pesos a la 33903, “Servicios integrales”, derivadas ambas de la partida 3300, “Servicios profesionales, científicos, técnicos y otros servicios”. las subrogaciones se concentran en los servicios de hemodiálisis y cirugía de mínima invasión. ¿Privatizar mediante la subcontratación-subrogación o cediendo a pedazos la salud pública a particulares?

5. Las Asociaciones Público-Privadas son un instrumento jurídico financiero para desarrollar infraestructura y servicios, con recursos privados, este financia el proyecto, teniendo como fuente de pago un contrato con el Gobierno. El sector privado al final es quien opera el proyecto, construye y equipa, de acuerdo al precio, tiempos y calidad acordada. En 2012, se crea la Ley de Asociaciones Público-Privadas, que respalda a la iniciativa privada que pretende asociarse con el gobierno para el desarrollo de proyectos de infraestructura y servicios de largo alcance. Uno de los antecedentes de participación activa del sector privado en proyectos de inversión de largo plazo surge en 1995 con los llamados Proyectos de Inversión de Infraestructura Productiva con Registro Diferido en el Gasto Público (PIDIREGAS). Esta figura se utilizó para desarrollar proyectos de infraestructura energética de Petróleos Mexicanos (PEMEX) y la Comisión Federal de Electricidad (CFE). ¿Las APP en el sector salud?

6.Los Proyectos de Asociación Público Privada en el sector salud tan sólo en el año 2016 se reportan: la construcción del Hospital Regional (HGR) de 260 Camas en el Municipio de García, Nuevo León; la construcción del Hospital de Zona (HGZ) de 180 camas en la localidad de Tapachula, en el estado de Chiapas; la construcción del Hospital General de Zona de 144 camas, en Bahía de Banderas, Nayarit; la construcción del Hospital General Regional de 260 camas en Tepotzotlán, Estado de México; la construcción y operación del nuevo Hospital General Dr. Gonzalo Castañeda, D.F.; la construcción de una nueva clínica Hospital en Mérida, Yucatán; la sustitución del Hospital General. Daniel Gurría Urgell en Villahermosa, Tabasco. En otro reporte [Contralínea 21, octubre 2016] se menciona que, En 2007, la Secretaría de Salud firmó un contrato por 25 años con Marhnos IGSA para el Hospital de Ciudad Victoria, en Tamaulipas; y en 2006, la dependencia federal concesionó a través del esquema PPS a la empresa española multinacional Acciona, por 25 años, el Hospital Regional de Alta Especialidad del Bajío en Guanajuato. El contrato involucra la construcción de 24 mil metros cuadrados, el equipamiento, financiamiento y gestión de los servicios no asistenciales a una población de 2.5 millones de personas.

7. En estos momentos, las vías del capital monopolista para convertirlo todo en mercancía, desvalorizar la fuerza de trabajo no sólo se está dando en el sector salud, la reforma energética, la reforma educativa, entre otras, son las reformas estructurales que demandan los grandes corporativos, las trasnacionales, el capital monopolista. En este caso, con la reforma al sector salud, con la “universalización y portatibilidad de los servicios” es un medio dónde se cede de distintas maneras(subcontratación, subrogación, asociación publicas-privadas, tercerización, fusiones, alianzas estratégicas, integración horizontal/vertical, etc). La acumulación es la expansión progresiva del circuito del capital, nos referimos a la competencia entre capitales, en tanto la competencia no es nada más que la forma en que los diferentes capitales imponen a los demás la competencia es el mecanismo a través del cual se manifiestan las leyes subyacentes de la acumulación. La apertura de distintos capitales al sector salud no es otra cosa que el terreno de la democracia de diversos capitales despejadas del control del estado, esto tiene su correspondencia política, el congreso es el espacio dónde se expresan las voces de distintos monopolios, la actual democracia es la democracia del capital, requieren espacios para solucionar los conflictos intermonopolistas, necesitan aun el espacio de la competencia en muchos para la concentración y centralización de otros capitales, para convertirse en monopolios.

8. En tanto, el capital se convierte no solo en una fuerza económica sino política, los trabajadores del sector salud, los trabajadores del sector energético, los trabajadores del sector educativo, mineros, empleados de servicios, jornaleros, es decir, la clase trabajadora requiere de su instrumento político para poderle hacer frente al capitalismo. Los trabajadores que jamas pensaban serian tocados, los trabajadores de cuello blanco, se les está arrebatando sus derechos más básicos, incluyendo el derecho al trabajo, por ende es la hora de hacerle frente al monstruo capitalista, y la organización lo es todo para los trabajadores.