Crónica de una huelga anunciada

07.Mar.16    Noticias nacionales
    ()

Querétaro El proceso que vive la Universidad Autónoma de Querétaro que hace probable el uso del recurso de huelga por parte del STEUAQ es consecuencia de que la administración del rector, el Ing. Gilberto Herrera Ruiz ha violados sistemáticamente el contrato colectivo de trabajo tomando medidas autoritarias y arbitrarias como la amenaza, persecución y acoso hacia los trabajadores haciendo caso omiso de la representatividad del sindicato.


Entrevista a la Maestra Antonieta Laura Leyva Saavedra, secretaria general del Sindicato Único de Trabajadores de la Universidad Autónoma de Querétaro, comité ejecutivo (2012-2014)

Entrevistamos en su oficina de la sede del Sindicato Único de Trabajadores Administrativos de la UAQ a la secretaria general Ma. Antonieta Laura Leyva Saavedra quien nos recibe puntual, amable, confianza en la mirada, firmeza en la voz, convicción en el discurso.

Las preguntas formuladas fueron: ¿Por qué el emplazamiento de huelga?, ¿Cuáles son las demandas que los trabajadores formulan a través del sindicato?, ¿Cuál debe ser la respuesta de la comunidad universitaria a las peticiones del sindicato? ¿Cómo se prepara para la huelga el sindicato? Y finalmente se solicita que transmita un mensaje a la comunidad universitaria.

El texto a continuación resume las respuestas de la líder sindical:

El proceso que vive la Universidad Autónoma de Querétaro que hace probable el uso del recurso de huelga por parte del STEUAQ es consecuencia de que la administración del rector, el Ing. Gilberto Herrera Ruiz ha violados sistemáticamente el contrato colectivo de trabajo tomando medidas autoritarias y arbitrarias como la amenaza, persecución y acoso hacia los trabajadores haciendo caso omiso de la representatividad del sindicato.

Apuesta por el desgaste sistemático induciendo a los medios para que difundan la visión de un conflicto personal entre Gilberto Herrera y Laura Leyva, bajo una argumentación falaz que intenta descalificar las peticiones del sindicato atacando a quienes las expresan.

Las autoridades universitarias han llegado al límite de despedir a la representante del sindicato exigiendo arbitrariamente una declaración patrimonial intentando descartar a la secretaria general como interlocutora. La verdadera intención tras de todas estas medidas es la desaparición del contrato colectivo.

Las autoridades han llegado al colmo de repartir fondos destinados a un festejo sindical entre unos cuantos trabajadores, eso es desviación de fondos, incurren en las faltas que señalan al comité ejecutivo.

La rectoría impulsa el contrato de base de los trabajadores a través de contratos individuales en los que se vulneran sus derechos y la permanencia es ignominiosa, por ejemplo, los obliga a someterse a exámenes médicos a solicitud de quienes dirigen la institución. Algunos de estos contratos están en poder del sindicato. La tónica ha sido la discriminación, el descaro, el hostigamiento, el encubrimiento y la mentira. El abogado general de la UAQ cambiando drásticamente de actitud ha tomado la batuta con una actitud déspota, cínica y arbitraria.

El sindicato busca el respeto a la representación sindical, a los trabajadores, al derecho al trabajo, no se trata de una pugna personal, en su lucha cuenta con el respeto y apoyo de compañeros de otras instituciones y muchos docentes que apoyan a título personal.

El SUPAUAQ (Sindicato del Personal Académico) no apoya el movimiento del STEUAQ porque está manejado por una persona allegada al rector, el poder tras la secretaria ejecutiva.

Aunque es una lucha desigual la gente se ha dado cuenta del engaño, el embuste y saben de las amenazas al comité ejecutivo del sindicato, el acoso es tal que la secretaria teme andar sola.

Un personaje que ha obstaculizado las negociaciones, siguiendo la directriz de la rectoría y poniendo su sello personal es la Directora de Recursos Humanos de la UAQ, la peor persona para ocupar ese cargo, solo ve por sus intereses personales, su actitud es grosera y autoritaria.

La autoridad argumenta que no negociará con el sindicato mientras la Secretaria General siga en el cargo.

El proceso actual es el de la revisión contractual en la que el sindicato pide el aumento del 10% negociable según los acuerdos nacionales. El argumento más fuerte es el respeto al derecho de los trabajadores y a la representatividad del sindicato autónomo.

El emplazamiento es para el primero de marzo.

La comunidad universitaria debe apoyar al STEUAQ porque en el fondo lucha por una universidad pública, laica y gratuita, con una comunidad respetuosa entre sí y entregada a la sociedad que la sostiene.

El STEUAQ cuenta con el apoyo del STEUNAM, sindicatos de otras universidades e instituciones, se ha formulado un rol de guardias y se ha aprovisionado para resistir el proceso de la huelga si estalla, no es fácil adoptar la medida pero de su estallido, curso y duración será responsable la rectoría cuya expectativa sería la falta de firmeza del sindicato y sus agremiados.

El sindicato de trabajadores espera que la sociedad viendo la problemática de la universidad reflexione y comprenda. De la comunidad universitaria espera que se sume porque está en juego la función de la institución educativa y el sindicato, fiel al espíritu de la institución que es la educación, está dando una lección de dignidad.